Pirata

videoUn tipo invade el barrio vecino y lo reciben con panes flauta sonando como tal, sonando como flautas. El tipo encuentra la melodía conocida, sin embargo, no sabe qué es lo que entonan los recién horneados y esponjosos instrumentos. Soplan los panes y migas y migas se desprenden, soplan, soplan y soplan y todavía no recuerda el nombre de lo que escucha. Ensimismado por la música que lo acompaña se olvida de su papel, acaba ignorando el guion y el grito del director lo devuelve a tierra.
—¿En que mundo los panaderos son luthiers?— se pregunta en voz alta, y se acerca a devolverle la película al que atiende en el videoclub. Casi la lleva, casi lo matan envenenado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s